Apocalipsis y denuncia en los Oscars 2016

Escrito por 

Mucho humor cargado de sátira mirándose el ombligo, la sombra constante del Oso y una fuerte reivindicación social en la gala número 88. La noche se bañado de oro para ofrecer una nueva versión que ha roto clásicos y quinielas.

Comenzábamos la elegante alfombra roja con nuestro mejor pijama de pingüinos, varios litros de cafeína concentrada y un alijo de chuches como para rellenar un droide. El paseíllo de la moda nos avecinaba una noche tranquila sin grandes sorpresas, pero nada más lejos de la verdad. Puede que los cortes fueran clásicos, los colores tiraran hacia lo tradicional y Lady Gaga pareciera una persona decente, pero justo antes de perder del todo la fe se ha levantado el telón y Chris Rock ha tomado la batuta.

Un vídeo introductorio cierra la presentación con el cuqui de BB8 y ya nos han ganado. En una gala bañada por la ausencia de nominados de color, el tema del racismo se ha vuelto el centro de los monólogos, discursos y agradecimientos. Lejos de la monotonía de la crítica habitual, el humor ha servido de arma de doble filo para dejar férrea constancia de la omnipotencia blanca, mientras recordaba que la mejor forma de luchar por la igualdad de oportunidades no es ausentarse de una gala que les sirve para hablarles al mundo.

Con ese ambiente durante todo momento, este año el orden de premios se ha alterado para ofrecer una visión más cercana de las etapas en las que se crea la magia del cine. Comenzando por guión, la noche la abre Spotlight con Mejor Guión Original y para sorpresa de todos también la cierra con el broche de oro de Mejor Película. Merecido y polémico, los Oscars se han vuelto una herramienta de denuncia sobre un tema tan tabú como la denuncia de pederastas en la iglesia, destapado gracias al periodismo de investigación.

Para Mejor Guión Adaptado la elegida es La Gran Apuesta, que será el único que toque esta noche. Toca uno de los poquísimos momentos musicales con la que, horas más tarde, se llevaría la estatuilla a Mejor canción por amenizar los momentos James Bond.

Llegan los actores secundarios y no hay mucha sorpresa: Alicia Vikander le da el único de la gala a La Chica Danesa y Mark Rylance para la película con sello Spielberg de la noche, El puente de los Espías. Se queda fuera de escena Stallone, que por si fuera poco el rumbo que ha tomado su carrera (de actor porno en sus comienzo, estar en la lista de los peores actores de Hollywood, ganar un Globo de Oro y estar nominado a Mejor Actor secundario), cuenta con EL fan: su amigo el Chuache le dice que para él, siempre será un ganador. Brie Larson se hace con Mejor Actriz para Room.

Comienza la batalla por los técnicos, muy reñidos este año. Arranca en la sección Mad Max con Vestuario, y no tarda en sumar Mejor Maquillaje y Peluquería, Mejor Ambientación, Mejor Montaje, Mejor Edición de Sonido y Mejor Mezcla de Sonido. “Fucking Mad Master”, como le nombra uno de los galardonados, se consolida como la más premiada sumando 6 monigotes.

Se hace de rogar pero El renacido, la gran favorita de todas las quinielas, hace su aparición con Mejor Fotografía, pero consolidará la noche más adelante con Mejor Director para ‪‎Alejandro G.Iñárritu, que será la tercera vez que un director repite dos veces seguidas (los otros fueron Orson Wels y John Ford… ojito). Y cierra su cartilla de premios gritando: LEOOOOOOO mientras todo el público se vuelve loco aplaudiendo, el Oso se pone en pie y DiCaprio recuerda los peligros del cambio climático.

Ex Machina se lleva Mejores Efectos Especiales y se acaban los técnicos. Unos droides andan perdidos por el escenario tras haber perdido toda oportunidad de premio y hacen las delicias del pequeño artista de la sala (y de nosotros, que nos hemos despertado de golpe al oírlos).

Mejor Corto de Animación para Bear Story; Woody y Buzz cumplen 20 años (ahora mismo te acabas de dar cuenta de que te haces mayor) y entregan Mejor Película de Animación cantadísima para Inside Out, Pixar to Pixar.

Con el sueño pesando sobre las pestañas, en una gala donde nada resalta especialmente y los momentos musicales, además de pocos son soporíferos, seguimos con las chuches y las pelis. Mejor Documental para  ‪A Girl in The River, con la ‎HBO; y Mejor Largometraje documental para ‪la visión íntima sobre ‎Amy Winehouse. Mejor Corto de acción para ‎Stutterer y Película de habla No Inglesa para Son of Saul.

En el In Memoriam de este año damos el último adiós a Saruman, el Rey de los Gobblins y el profesor Snape, entre otros. El vicepresidente de los Estados Unidos sale a reivindicar más dureza contra las violaciones en Universidades, en realización a la película que pone tema Lady Gaga. Una actuación soberbia que pone en pie a todo el teatro.

¡Ahora sí! Moriconne se llave por fin el Oscar a Mejor Banda Sonora por su aportación a Los Odiosos Ocho. Momentazo cuando antes de salir a recoger el premio se abraza con John Williams, dos grandes. Parece que Hollywoood está aprovechando este año la gala para repartir premios muy dispersos (algunos con tintes de consolación) y utilizar la voz de la industria para tratar temas de varios siglos atrás que todavía siguen mellando en la sociedad.

Nos quedamos con la sensación de una gala muy competitiva, donde se han roto todas las apuestas y ha habido grandes sorpresas acompañadas de un mensaje. ¿Los Oscars tomarán un matiz de denuncia social a partir de ahora? ¿Será la hora de alejarse del comercialismo? ¿Premios tan dispersos significa que no había una clara triunfadora o mejor calidad en todas las películas?

Os dejo las reflexiones mientras me termino los churros y me voy a dormir.

¡Hasta el año que viene, frikimalistas!

 

Visto 3460 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Erio!

Está aquí: Home FRIKI NEWS Actualidad Apocalipsis y denuncia en los Oscars 2016