Crear cuenta


Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Indiana Jones era sin duda la gran asignatura pendiente del Blu-ray, y los fans del arqueólogo la esperaban como agua de mayo, y al igual que sucedió hace un año con Star Wars, esta edición esta a la altura de las expectativas (aunque habrá fans que no opinen igual, y es que nunca llueve a gusto de todos).

Las tres primeras películas han “sufrido” un excelente lavado de cara para su salto a la Alta Definición, especialmente En Busca del Arca Perdida (de la que hablaremos más extensamente a continuación), siendo remasterizadas tanto en imagen como sonido, luciendo increíblemente bien pero sin traicionar al aspecto que tenían cuando fueron estrenadas.

A continuación os dejamos algunas capturas de El Templo Maldito y La Ultima Cruzada, donde podemos apreciar el nivel de detalle en HD, pudiendo ver cosas que siempre han estado ahí pero que no apreciábamos, convirtiendo el visionado en una experiencia única.

 

El caso de En Busca del Arca Perdida es diferente, ya que como se anuncio, la película ha sido restaurada fotograma a fotograma para su salto en HD desde el negativo original, algo que notamos (los que conocemos bien la película) desde el primer segundo, una imagen limpia y clara, con colores vivos, uno parece que esta en las selvas de Perú o El Cairo, todo sin perder ese aspecto visual vintage, que la película ya tenia aposta, creado como homenaje a las películas de las que bebe Indy.

 

Gracias a esta limpieza, y a la Alta Definición, podemos apreciar detalles que antes eran casi invisibles, como por ejemplo el bajo relieve en el Pozo de Las Almas donde aparecen R2 y C-3PO, algo que antes solo podía verse en fotos, además de texturas increíbles como en los planos detalle del Arca o al principio en el templo Obito. 

Esta restauración se agradece en las secuencias en el desierto, que originalmente habían quedado muy sucias, aunque como suele pasar ahora se ven mejor los trucos, tales como alguna croma o las serpientes de mentira.

Una duda que os disipamos ya es que ni El Arca, ni ninguna de las otras películas han sufrido retoques digitales, tan solo uno ya efectuado en el DVD en el que se elimino el reflejo del cristal que separaba a Indy de la cobra en El Pozo de las Almas y que se veía durante un momento en el que había el haz de luz de un rayo.

 

El sonido es otro punto aparte, increíble en VO, especialmente en el climax final o la pelea en el Nepal, y como ya comentamos El Arca ha sido redoblada para la mezcla en 5.1, personalemente a este nuevo doblaje le veo cosas buenas y malas. Positivamente es verdad que suena menos “en lata” que el de 1981, y que tener por fin a Salvador Vidal doblando a todos los Indys le da un punto extra, pero entre que llevamos toda la vida escuchando las otras voces y que muchas de las nuevas suenan un poco falsas, la verdad es que pierde encanto. Aun así se lo han trabajado mucho dejando las voces de Marion y el malvado Toht con los mismos dobladores, pero de nuevo (en el caso de Marion) se nota mucho que han pasado 30 años entre doblajes, algo que se nota muy muy poco en Indiana y nada en Toht, otros dos puntos positivos son que los diálogos redoblados son exactamente iguales que en 1981 y lo mejor (sin duda) es que si este doblaje no nos gusta podemos oir la película con su doblaje original, eso si en 2.0

En definitiva, la restauración de En Busca del Arca Perdida es bajo mi opinión de 10, y devuelve este clásico de aventuras al trono que se merece.

Finalmente, la ultima aventura de Indiana Jones, El Reino de La Calavera de Cristal, se ofrece igual que en su primera incursión en Blu-ray, con una calidad de imagen y sonido correspondiente a los estandares con los que fue rodada, eso si, como la película fue rodada a posta para recordar a sus predecesoras, posee una curiosa fotografía que le da aspecto de película antigua, algo que no hace más que reafirmar lo que este que os escribe opina, y es que El Reino esta más que a la altura de sus predecesoras y es una dignisima continuación de las aventuras de nuestro arqueólogo favorito.